• 23 Higham Place E17 6DD London
  • + 44(0)7896208822 info@indrom.com

La interpretación médica: el equilibro de las emociones

Una de las cosas que se tiene que tener en cuenta a la hora de la interpretación médica es la empatía. La empatía es un tipo de balance o equilibro entre las emociones y las sensaciones que se tienen y la racionalidad. Empatizar no es solo sentir lo que le pasa a otra persona, sino que se trata de unir las emociones y los pensamientos. La meta de toda interpretación médica es mantener el equilibro entre los dos. No es una tarea fácil, pero no es imposible.

El problema principal es que se va de un extremo al otro: o se siente mucho, o solo se es racional. Solo una posición no es empatizar, es por eso que se debe llegar a un punto intermedio entre los dos lados. Para poder ser útil a un paciente, se debe desconectar un poco tu lado humano, para que así se pueda estar listo para el siguiente paciente. Si no se hace de esta manera, puede que al final te acabe afectando demasiado personalmente. El trabajo ya en si te exige que te mantengas en forma mentalmente, es por eso que este equilibro es vital. Sobre todo, si el cliente tiene un problema mental, el intérprete debe tener un pie dentro y un pie fuera del círculo para poder entender lo que le pasa al cliente y porqué sufre, pero también es importante tener un pie fuera para que sepamos ver que hay una salida, y no terminemos dándole la culpa al doctor si nos empatizamos demasiado con la enfermedad.

También es muy importante saber decir «no». Se tiene que saber prevenir. Es recomendable hacer un inventario de tú mismo y saber cuál es tu límite. Si estás en contra del aborto y hay una interpretación que va a favor del aborto, se tiene que saber decir «no» ya que tú no serás la mejor persona para eso. Pero seguramente habrá otra persona que sí los será. Se tiene que tener claro que no siempre es posible interpretar cualquier cosa. Las personas tenemos un límite, y se debe decir con respeto que “no” cuando se supera este límite. Decir que «no» es un acto de profesionalidad y esto lo valoran los clientes, así que no es un fracaso profesional. Además, es importante mantenerse uno consigo mismo cuando se salen de situaciones de mucho estrés. Es importante volver a la realidad y que lo que se ha vivido interpretando no te afecte a la vida diaria.

Es común que cuando se esté interpretando a los servicios públicos a veces se piense que uno no quiere estar allí, sobre todo si son casos muy difíciles o es algo que estás en contra. Es por eso que es muy importante conectar con el cliente porque así podrás ofrecer un mejor servicio, ya que el cliente siempre tiene el derecho de expresarse. Si crees que no vas a poder conectar con él es importante saber decir que «no».

Como se puede ver, la interpretación médica es todo un reto. Es difícil no empatizar con las personas porque, aunque intentemos no ponernos a la piel del otro, somos humanos e involuntariamente lo hacemos. Es por eso que conocer tus límites y buscar el equilibro entre las emociones y la racionalidad es la clave para llevar a cabo una exitosa interpretación médica.

Marta Vélez Baiget

 Tags: , , , ,
Share

Posts by 

No Comments Leave a comment  

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Enter your keyword: